De 1.051 solicitudes solo se aceptaron 625, durante el primer trimestre de este año.

El 40% de las solicitudes que presentaron los autónomos para cobrar el paro fueron rechazadas, en los primeros tres meses de 2019. De los 1.051 autónomos que lo han solicitado en el primer trimestre del año, solo se han aceptado 625 solicitudes, mientras que 426 se han rechazado por no poder acreditar el derecho a la prestación.

La Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) ha explicado que se han presentado 80 reclamaciones de las cuales se han estimado 33 de ellas. Desde UPTA consideran “fundamental” poner en marcha una Comisión Nacional para analizar por qué se deniegan las solicitudes de cese por actividad y poder dar “mayores garantías” de recibir la prestación por la que se cotiza. Porque es importante recordar que, en la actualidad, todos los profesionales por cuenta propia son obligados, por Ley, a cotizar sí o sí por esta prestación. Obligados a pagarla, mientras que el Estado no está obligado a otorgarla, tal y como certifican los datos.

El presidente de UPTA, Eduardo Abad, considera que hay que “cerrar” asuntos como éste, importantes para el colectivo. Según ha dicho, esta cuestión está “paralizada” al igual que las modificaciones de la cotización a la Seguridad Social.